Nunca es Tarde

Para ocuparse. Red para la inserción laboral de mujeres rurales mayores de 50 años

 

Un liderazgo poco comprometido y la falta de transparencia son algunos de los fallos más comunes que perjudican el rendimiento de los trabajadores

Hay líderes que consiguen que sus equipos rindan al máximo. ¿Cómo lo logran?
Se ha demostrado científicamente que hay 6 errores clave que influyen negativamente en el rendimiento de los trabajadores y hunden la productividad en las empresas.

 

 

Si quieres mejorar la productividad de tu equipo, evita cometer estos 6 fallos:

1. Valores y estrategia poco claros
Una falta de estrategia clara y valores poco definidos son dos de los motivos principales que hacen que los equipos no rindan. Para mejorar el rendimiento de tu equipo, asegúrate de comunicar de manera muy clara y directa los objetivos concretos de tu área para que todos sepan qué resultados se esperan de ellos sin dejar ningún margen de duda.

2. Falta de comunicación entre directivos
Un equipo directivo que no se comunica con el resto de directivos de otras áreas puede provocar que los departamentos se conviertan en silos. La falta de coordinación entre directivos de departamentos es otro de los errores más comunes que perjudican la productividad de las empresas.

3. Un liderazgo poco comprometido
Un estilo de liderazgo poco comprometido también tiene consecuencias negativas en la productividad. Los líderes que no se implican en conversaciones constructivas con el equipo para resolver los problemas acaban derivando en una falta de claridad y dirección que hacen que los trabajadores rindan menos.

El líder que multiplica el rendimiento de su equipo tiene una gran capacidad para liderar.

4. Poca colaboración entre equipos
Los equipos que colaboran con otras áreas dentro de la empresa son los que alcanzan los niveles más elevados de productividad. Los líderes que no potencian la colaboración interna entre equipos de otras áreas corren el riesgo de hundir la productividad de su equipo.

5. Falta de habilidades de gestión
Un liderazgo inadecuado y la falta de habilidades de gestión tienen consecuencias muy negativas en la productividad. Los líderes que consiguen multiplicar el rendimiento de sus trabajadores tienen una gran capacidad para motivar a su equipo y liderar con tenacidad y coherencia.

6. Desconfianza y falta de transparencia
La última barrera que perjudica la productividad en las empresas es la desconfianza y la falta de transparencia entre los trabajadores y el equipo directivo. Crear un ambiente de confianza es clave para evitar que los equipos se desmotiven.